Sobre la pose del escritor y la buena cocina

Desde siempre me ha gustado leer, navegar en un mar de palabras, que me llevaban por el mundo y me traían de vuelta en un instante. Y también escribir, imaginar mundos nuevos o este mismo de otro modo, ir siempre más allá, junto a quienes tengo a mi alrededor, como un ser social que me considero. Pero al tiempo que escribía, veía diferentes maneras de mostrarse al mundo y de relacionarse que tienen otros escritores y escritoras.

Comencé a empezar novelas inacabadas con 8 años, recopilaciones de lo que mis padres me contaban de sus años en el duro latifundio andaluz en la posguerra. Mientras yo escribía, mi madre cocinaba para los once de casa o para medio centenar, cuando tuvimos el bar y para ella cocinar no era eleborar pedazos de gloria para la Historia, como piensan los grandes chefs, sino algo tan sencillo y tan rico y cercano como regalar una sonrisa.

Uno de los best sellers de Francisca Ruiz, mi madre, titulado Alcachofas rellenas 🙂

Por eso, entre párrafo y párrafo y entre verso y verso después y entre cuento y cuento más adelante y entre cada manojo de frases, recientemente, siempre he recordado esa sonrisa de mi madre y ese aroma de comida de amor me ha acompañado a todas partes, a cada viaje y renglón. Por eso yo no soy de esos autores estilo chef, esos escribidores en busca del éxito y las superventas, apegados a la pose, sino ese niño que sonríe buscando personas afines, que trata de comunicar, cucharón de palo en mano, otras personas que deseen saborear un puñado de palabras, entre iguales.

No soy una persona incompleta que necesite zancos, ni una persona implacable en busca de espaldas ingenuas sobre las que trepar para sentirme grande, me hacen grandes las palabras logradas, que disfruto con mis amistades porque sé que, quienes me leen, van a descubrir el imaginado arqueo de mis labios, el aroma de mi madre y la saliva del placer que provoca en mí esa pasión tan grande que se llama escribir, ascender escalones de la mano de gente que te mira también, a tu nivel y te premia al leerte con lo más grande que podamos desear: devolviéndote el mundo imaginado en una gran sonrisa…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: