Se está cociendo algo grande en el mundo, en la política, en la sociedad…

Llevo varias semanas recibiendo señales. No son sólo avisos de esos que te indican que vamos a peor o a mejor, sino constataciones de que se está acabando un ciclo y hay gente moviendo ficha en el sentido que necesitamos todos.

Por un lado, me refiero a los emprendedores, jóvenes de todas las edades que han pensado que ya está bien de seguir al grupo, hacer cola durante años para una ayuda mísera, para ser un número en unas oposiciones y después ser -quizás- un infeliz trabajando con gente con quien puedes no estar a gusto. O haciendo trámites para acceder a una vivienda que no llega y el mercado, mientras tanto, está imposible.

Podría acabarse la sensación de que para hacer cosas importantes hay que estar en una capital, haciéndoles el juego a los empresarios que contratan mileuristas y ahora, con la crisis te pagan mucho menos de lo que te mereces y los especuladores, mientras, te cobran más de lo que vale un piso triste en la otra punta de la ciudad y el ayuntamiento te jode con la zona azul o te clava un dinero bestial en transporte público, muchas veces ineficiente.

Se puede estar resolviendo un mundo donde hasta hace poco nos informábamos sólo a través de medios controlados por los poderes fácticos, es decir, quienes pagan. Ahora podemos vivir sin tele -o casi-, viendo documentales o recursos puestos libremente en internet o leyendo y difundiendo noticias de sitios alternativos a los medios de siempre.

Últimamente estoy conociendo que gente valiosa, amistades honestas que tengo, que están a punto de entrar en política. Y si lo hacen, os aseguro que son muy buenas noticias porque hace falta acabar con lo rancio, con lo que no sirve y no siempre es posible si no entramos en un campo como el de la participación. A mí os confieso que admito que se me queda grande ese mundo, pero creo que esas personas, si se deciden, tendrán todo mi apoyo y el de gente que sabe valorar a las personas creativas, que mueven el mundo, sin perjudicar a nadie y beneficiando a todos los ciudadanos, como tiene que ser.

Se nos está acabando el tiempo en internet. No siempre va a ser así, por eso es importante que ahora sigamos sacándole el máximo rendimiento, que creemos redes, que nos movamos. Ahora con facebook cualquiera puede juntar virtualmente y presencialmente también a personas afines, creativas e interesantes para hacer cosas que necesitamos hacer. Que se siga riendo el mundo de nosotros, la gente que no nos entiende. No pasa nada. Siempre han estado ahí y tienen también su función, la de aburrirse y aburrirnos. La sociedad necesita personas e ideas creativas, innovadoras e idealistas, por eso, nosotros a lo nuestro, que queda mucho por hacer aún… 🙂

contacto: navidad@juannavidad.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: