Termina la feria del Libro Hispano Latina 2009 con nota muy alta

Domingo por la noche. Sigo en Jackson Heights, la zona de Queens donde se ha celebrado la Feria del Libro Hispano de Nueva York, en su tercera edición. Escribo desde la casa del organizador y alma máter del evento, Juan Nicolás Tineo, gran escritor, genial dinamizador y promotor de este y otros proyectos y, ante todo, un amigo como la copa de un pino, mejor, de una sequoya de 500 anios 😛 Comienzo felicitándolo a él al resto de su equipo, destacar la calidez de todo el abanico de autores/as, desde Junot Díaz, el flamante premio Pulitzer que fue uno más y nos hizo tanto disfrutar de su companía, como la benjamina,  una chiquita de 16 años de origen andino, las actividades para niñios/as, el teatro, la proyección, el homenaje a las Hermanas Miraval, la representación sobre las Mujeres de M’éico masacradas intensiva e impunemente en Ciudad Juárez, los grupos poéticos, la literatura de tantos lugares distantes y afines.
Si me tengo que quedar con algo, me quedo con todo: siempre pienso que, cuando te dan a elegir dos caminos es porque hay otro que no conocemos o no nos quieren enseniar y es el mejor 😛 Me ha encantado volver a ver, tocar, mirar a los ojos y compartir nuevos proyectos y sonrisas con mis amistades del Taller Literario de estimulación de cuento que impartí en abril-mayo y que esperamos retomar en marzo de 2010, si todo va bien, esta vez en sus dos vertientes de narrativas y poéticas…

Estos ocho días tienen su punto extraordinario también en la casa de una familia a la que quiero mucho -ellos lo saben bien-. Son Jimmy, Tania, Cloe y Camila, mi familia neoyorkina, fabricantes de magia al por mayor…

Me quedo también de esta feria con tantas personas que he podido escuchar, disfrutar después cordialmente estos días, y sé que van a llegar muy lejos, tanto que puede que estén más cerca de lo que creen de tener su público, el objetivo tan difícil y que ahora, con eventos globales como este, es tan sencillo conseguir, por ahora una vez anio… Me quedo con tantas emociones que me han transmitido tan bien.

Me quedo de piedra si me pongo a recordar, y podría dejarme regar por la nostalgia fácil, pero no; me alegra saber que en no sé cuántas tarjetas de memoria que ya no me da la memoria recordar, tengo cientos de fotos, puede que miles, tengo decenas de vídeos largos, cortos, medianos, buenísimos, incompletos y muchos preciosos. Me queda ese consuelo: el de poder regalaros muchas de esas sensaciones en formato texto, pero sobre todo en v’ideo y mediante fotos, para que sep’ais por qu’e hoy es un d’ia tan grande y quiero compartirlo y disfrutarlo desde ahora con la gente que sé que me quiere… Muchas gracias, desde la ciudad que nunca duerme, pero yo hoy, lo siento, a esta hora no puedo con mis huesos…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: